martes, 30 de septiembre de 2008

Bar Británico

Parque Lezama

3 comentarios:

anais dijo...

Que feo esta El Bratanico...

El Viejo Británico, con sus vidrios mugrientos, sus clientas con perritos en la mesa, su mozo q gruñia y limpiaba con el trapo sucio las migas sobre los clientes se extraña, y mucho...


Besote, Alex!

Güena salú y malos istintos.
a!

SAUVIGNONA dijo...

wow! que hermosas las letras de los vidrios y la vereda del frente parece ser hermosa-!

Tesa dijo...

Hola Alexandra me doy un paseo por tu rincón y “mateo” cerca del mar, que mira que no me acostumbro, que lo encuentro muy amargo, pero lo intento, entro al restaurante y trato de escuchar lo que ella le tiene que decir, parece importante.

Trepo por la verja de la iglesia con mi ángel de la guardia que a pesar de mi incredulidad en el más allá me acompaña en el más acá.

Paradojas de la vida, destrozo tan cerca de un lugar tan vigilado.

Me paro aquí en el café británico a tomarme un té con una torta de arándanos, si consigo superar la descripción de "anais"

Me gustó mucho el recorrido.

Besos, Alexandra.